Los coches eléctricos no son solamente una realidad, sino representan el futuro de la movilidad a nivel global. Su eficiencia y prestaciones mejora cada año, ofreciendo al mercado vehículos siempre más fiables y duraderos. Sin embargo, uno de los problemas sobre que ingenieros y fabricante invierten la mayor parte de sus esfuerzos, va con la capacidad de estos nuevos automóviles de reducir los tiempos de recarga.

Entre las muchas características de los coches eléctricos, hay una que entre los clientes potenciales aún genera mucho escepticismo. Y es la autonomía. Hay muchos automovilistas que, cuando tienen la intención de hacer un viaje, permanecen dudosos sobre la suficiencia de la carga de la batería eléctrica,. Ya que, a diferencia de las estaciones de carga tradicionales, las de los automóviles eléctricos son mucho más raras y requieren largos tiempo de recarga.

hombre recarga su coche electrico

Los coches eléctricos necesitan recargas más rápidas

A través de una toma de corriente doméstica, se realiza una recarga completa de una batería eléctrica en aproximadamente 10 horas en promedio. Las estaciones de carga súper rápidas reducen estos tiempos a un total de una hora, necesaria para ‘rellenar’ completamente el ‘deposito’. El problema es que hoy en día estos tipos de infraestructuras, en Europa, son poco más de setenta. Según el DOE, el Departamento de Energía de EE.UU, que incluye la Oficina de Eficiencia Energética y Energía Renovable, es precisamente el problema relacionado con la recarga de las baterías lo que en este momento literalmente está frenando la venta y la difusión de los coches cero emisiones.

Por lo tanto, es necesario que se desarrollen nuevos sistemas tecnológicos que puedan acelerar los tiempos de recarga. Sin embargo, hay que considerar siempre que la batería eléctrica sometida a inyección de energía no sufra demasiado, de un punto de vista de degradación.

recarga bateria coches electricos reduce a la mitad

La luz permite reducir de la mitad los tiempos de recarga

En los últimos días, cabe destacar los interesantes resultados obtenidos por un equipo de investigación de la Universidad de Pensilvania sobre el tema de las baterías autocalentables, incluso el Laboratorio Nacional de Argonne, Estados Unidos, ha logrado desarrollar un nuevo sistema que puede reducir significativamente el tiempo requerido para recargar las baterías de cualquier coche eléctrico.

Se trata de un verdadero ‘truco’: insertar los acumuladores dentro de una caja transparente en lugar de en una caja oscura. Gracias a la interacción con la luz del óxido de litio y manganeso, que según los estudios reemplazaría al litio normal, la absorción de los fotones obligaría al litio a una emisión más rápida de los iones necesarios para la recarga.

Según el equipo de trabajo, los tiempos de recarga se reducirían a la mitad.